Fotografía Luis Felipe Cota Fregozo 
Notilibre Tijuana

María José salió al escenario a las 22:10 horas. Ya había tocado el grupo abridor Medio D22007306_1978589749090622_395513398481785819_nía y La Plaza de Toros Caliente se encontraba ansiosa por ver a la también juez de Bailando Por Un Sueño.

De pronto el escenario se iluminó y los músicos aprovecharon un instante de luz para colocarse en sus lugares…el juego de luces continuó y María José entraba al escenario sosteniendo unas grandes alas que la hacían parecer como una gran mariposa brillante.

Sus fans enloquecieron. Algunos bailaban como ella otras se vistieron igual y todos disfrutaron del carisma y la conexión que ella hizo posible desde el primer instante que pisó el escenario.

Canciones como Duri, Duri, Habla Ahora, Adelante Corazón, Frente a Frente, en las que habla de amores prohibidos o amores fallidos hicieron de las delicias de “los” y “las” que se quieren expresar y esa música es el vehículo ideal. Bailaban y se envolvían a ese ritmo que la también llamada “Josa” les dictaba con sus encantos.

Y ella encantada se dejaba querer y caminaba de un lado a otro del escenario. Pero tam21765282_1978589482423982_6322922127050033528_nbién abrió un paréntesis en donde compartió su tristeza por lo sucedido en la Ciudad De México.

También agradeció a los fans de Tijuana por aportar víveres que fueron recibidos a la entrada de La Plaza De Toros Caliente y que serán enviados de inmediato a quienes más los necesitan.

Y la música continuó “No quiero deprimirlos” dijo y se tomó media copa de vino “Es del valle, de estas tierras bajacalifornianas y está riquisimo, me lo tomaría todo, pero ahora estoy en la chamba” dijo la cantante quien cambió en cinco ocasiones su vestuario y un gran séquito de bailarines la seguían y realizaron pasos vistosos enmarcados por un excelente juego de luces diseñado unicamnete para su show y una pantalla gigante enmarcaba la vista y recreaba imágenes.

Particularmente fue interesante el video clip que utilizó par la canción Castillos e21766407_1978590122423918_7457295393614833750_nn la que es perseguida por un ser que en la canción describe como un monstruo y en el vídeo surge de entre las sombras de un bosque en donde ella es la doncella.

Ademas de conectar maravillosamente con sus fans buscó a cinco de ellos para que la acompañaran en el escenario. Y con ellos cantó y bailó y ellos le cantaron cerca, le bailaron y la tocaron, la difrutaron así de cercas mientras ella con una cámara en un stick lo grababa todo y la imagen aparecía gigante al fondo del escenario y ella jugaba con esos contactos y ellos y ellas no cantaron mal en sus cinco minutos sobre el escenario.

Ella seguía bailando y disfrutaba junto a sus bailarines. En las gradas y el tendido de la Plaza de Toros Caliente no dejaban de cantar y bailar y esa sensación de catártica no se dejó esperar cuando cantó No Soy Esa Señora y ella en el escenario inició el tema preguntando por ellas, donde están esas señoras decía e iniciaba con el tema excelentemente ejecutado por sus mús22008289_1978589435757320_406539275563934736_nicos en la que una vocalista con su misma tesitura de voz enmarcaba perfecta en los coros.

Durante dos horas, María José supo entretener en un show en donde los ritmos y las coreografías hicieron disfrutar a todo mundo en La Plaza de Toros Caliente y a las 00:07 minutos se despidió y se regresó a la ciudad De México en dónde dijo donaría la totalidad de las entradas del concierto a las víctimas del sismo del pasado martes 19 de septiembre.

Lo quiero compartir...Share on FacebookShare on Google+Tweet about this on TwitterShare on LinkedInPin on Pinterest

Leave a Reply

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *

*

seventeen − 16 =